Archivo de la etiqueta: día de la niña

SOBRE MI CUENTO “YO QUIERO SER NIÑO”

©  condiciones al final.

¿TENDRÉ QUE RE APRENDER A ESCRIBIR?

https://serunserdeluz.wordpress.com/2016/06/18/yo-quiero-ser-nino/

Cuando publiqué el cuento Yo Quiero Ser Niño, tuve algunos comentarios, no tantos como esperaba, pero sí hubo alguna respuesta a lo que yo quise que fuera una denuncia social sobre la situación de la infancia desprotegida, con énfasis en la peor situación de las niñAs y las mujeres y también el racismo.

SEXISMO Y DESIGUALDAD DE GÉNERO

55567db5c594c

Los comentarios recibidos (los cuales agradezco), todos se fueron hacia el problema social de los niñOs que trabajan desde muy pequeños en condiciones infrahumanas, que ES un verdadero problema y muy trágico, pero nadie captó mi otro mensaje sobre el sexismo y la desigualdad de género: aún en esas situaciones tan degradantes e indignas, las niñAs están en peores condiciones.

No se captó el Título: “Yo Quiero Ser Niño”

¿Por qué quiero ser niñO?

trabajo-infantil-400

“Porque siendo niñA, mis condiciones son peores, por ser mujer, tengo que cuidar de mis hermanos más pequeños y servir a mis hermanOs mayores. Porque mi papá me pega y no me quiere por ser niña.

 Por ser niña (los roles sexuales permeando toda la sociedad) a mí me toca acarrear el agua todos los días, limpiar el baño cuidar a mis hermanos más pequeños y servir a mis hermanOs mayores “y todas las labores propias de mi sexo”.

 No puedo cambiar mi situación socioeconómica, pero me conformo con ser niñO (y aquí no metamos la famosa “envidia del pene” de Freud, que ya está superada, pero por si acaso, lo menciono, esta niña lo que quiere es que no haya roles sexuales –aunque no conozca el concepto, lo está viviendo – que por ser niña no le toque la peor parte).

Siendo niñO trabajaría menos, me darían más cosas, podría pegarles a mis hermanas (en lugar de ser maltratada por mis hermanos), ellas me servirían y yo, siendo niñO, sería más aceptado.

RACISMO

Pg12-A

También quise señalar el racismo que existe en México y, supongo, Latinoamérica, de que los que están en la cúspide socioeconómica, son blancos y muchas veces rubios de ojos azules, tan es así que se identifican como los ricos y poderosos, pues mientras mayor sea la ascendencia indígena de las personas, más abajo están en la escala social (ya hay una revolución en proceso con el narcotráfico, pero ese es otro tema con mucho mar de fondo en el que por el momento no quiero entrar).

Este tema del racismo tampoco logré que se captara.

No sé, quizá deba re aprender a escribir, para transmitir lo que quiero en mis escritos.

Gracias por comentar, los quiero a todos.

.***

Imágenes tomadas de internet,

***

¿Te gustó este post? Ponme un comentario y/o un “me gusta” eso me alienta a seguir publicando, es la única recompensa que recibo: el agrado de mis lectores; y si piensas que en verdad vale la pena,

¡COMPÁRTELO!

Sígueme en Twitter

Seguir a @serunserdeluz

© Silvia Eugenia Ruiz Bachiller

Puedes copiar y publicar este artículo, siempre y cuando pongas el enlace a él, no lo uses con fines comerciales, no lo modifiques, no quites el © ni este último párrafo que le sigue, enlaces incluidos.

También visítame en

https://serunserdeluz.wordpress.com/

https://2012profeciasmayasfindelmundo.wordpress.com

http://aquevineadondevoy.wordpress.com/

YO QUIERO SER NIÑO

© condiciones al final.

boy-286797_960_720

Yo quiero ser una niña… no, mejor un niño, “güerito”, ojos azules, con papases también “güeros”; tener una casota, chofer y munchas criadas.

2008-07-01-a

Quiero tener una mamita que sólo me cuide a mí y que no venda chicles en la calle, que sea muy bonita y que no me pegue ni me deje sin comer. ¡ah! y no quiero tener hermanos más chicos, porque no los quiero cuidar.

nios1

Quiero tener munchos juguetes y un ‘apá que no se emborrache ni me pegue y que se sienta orgulloso de mí, ¡claro!, porque voy a ser niño y los papases quieren muncho a los niños y a las niñas no, por eso quiero ser niño.

Yo quiero poder comer lo que quiera y tener muncha ropa y zapatos y nunca, nunca volver a tener hambre ni frío. Ya no quiero tener que ir a ‘carrear agua a las 6 de la mañana.

Quiero tener un baño para mí solita y que no apeste, ni haiga que echarle cubetadas de agua cuando ya está muy sucio. No quiero vivir en Tepito en la vecindá; yo quiero vivir en esa coloña donde vendo chicles, que se llama “la Del Valle”, allí hay hartas casas bonitas, hartos coches, hartos niños re bien vestidos y re gorditos, que tienen munchos juguetes y van a la escuela y quiero… bueno, yo quiero rete hartas cosas.

nin771os_chiapas-4-e1401728102595

Pero me conformaría con ser niño; ellos trabajan menos, les dan más cosas, nos pueden pegar, mandan en la casa, yo y mis hermanas tenemos que servirlos y atenderlos y, además, todo el mundo los quiere más.

¿Tú crees, Diosito, que pido mucho?

© Silvia Eugenia Ruiz Bachiller, Puebla, Pue., 1986

.***

Imágenes tomadas de internet.

***

¿Te gustó este post? Ponme un comentario y/o un “me gusta” eso me alienta a seguir publicando, es la única recompensa que recibo: el agrado de mis lectores; y si piensas que en verdad vale la pena,

¡COMPÁRTELO!

Sígueme en Twitter

Seguir a @serunserdeluz

© Silvia Eugenia Ruiz Bachiller

Puedes copiar y publicar este artículo, siempre y cuando pongas el enlace a él, no lo uses con fines comerciales, no lo modifiques, no quites el © ni este último párrafo que le sigue, enlaces incluidos.

También visítame en

https://serunserdeluz.wordpress.com/

https://2012profeciasmayasfindelmundo.wordpress.com

http://aquevineadondevoy.wordpress.com/

 

 

 

 

 

 

DÍA DE LA NIÑA, MALALA YOUSAFSAI Y EL PREMIO NOBEL DE LA PAZ

 

malala-yousafsai
malala-yousafsai

El 19 de diciembre de 2011, la Organización de Naciones Unidasdeterminó que el 11 de octubre sería el Día Internacional de la Niña, a fin de visibilizar la situación de vulnerabilidad que atraviesa a millones de niñas y jóvenes en pleno siglo XXI, con el objetivo de combatir la doble discriminaciön por género y edad que redunda en menor acceso a la educación y mayores violaciones a sus derechos humanos. La iniciativa contó con el respaldo de la Premio Nobel de la Paz de ese momento, la liberiana Leymah Gbowee.

El Premio Nobel de la Paz es una de las cinco distinciones instituídas por el industrial Alfred Nobel, otorgada por un comité que evalúa en los candidatos su contribución a la fraternidad entre naciones, la reducción o supresión de los ejércitos existentes o bien la promoción de procesos de paz y derechos humanos en el año inmediato anterior. Este año, la joven Malala Yousafsai  ha recibido el galardón con sólo diecisiete años: su historia de vida en el noroeste de Pakistán concentra, lamentablemente, las causas tenidas en consideración por Naciones Unidas para la instauración de la fecha.

De los 700.000 niños que no tienen acceso a la educación en el valle de Swat, 600.000 son niñas, sin recursos ni posibilidades de desafiar al fundamentalismo talibán que estableció absurdas pautas socioculturales en relación a las mujeres: desde el burka para cubrir por completo sus cuerpos hasta el confinamiento en la vivienda para engendrar hijos antes de cumplir dieciocho años, desde el festejo ante la llegada de un hijo varón y la desazón si se trata de una niña, a quien se le negará el acceso a todo derecho fundamental.

Malala participó junto a su padre en un documental acerca de la discriminación impuesta por los talibanes, e hizo pública desde un blog mediante un seudónimo su vida y la de tantas niñas en una dictadura fundamentalista. En octubre de 2012 un atentado criminal casi le cuesta la vida; fueron necesarias varias cirugías de cráneo y una placa de titanio en el cerebro para paliar el efecto de las balas disparadas contra su pequeño cuerpo cuando concurría a la escuela.

Malala respondió con la filosofía de no violencia al régimen que ha prometido matarla y festejar si un día logra hacer efectiva la amenaza. Mientras tanto, continúa pidiendo la liberación de las niñas y jóvenes secuestradas por el grupo islamista nigeriano, es un símbolo de defensa del derecho universal a la educación y una participante activa de todo evento destinado a mejorar la vida de sus congéneres.

“Envíen libros, no armas” pidió a los líderes de las naciones desarrolladas respecto de los países más pobres. El talibán, mal que le pese, ha sido puesto en jaque por obra y gracia de una niña, Malala.

Foto: Claude Truong-Ngoc/Wikimedia Commons

Fuente:

http://bellaespiritu.com/2014/10/15/dia-de-la-nina-de-blogs-y-premios-denario-testeos-primaverales/comment-page-1/#comment-841

***

 ENTREVISTA A MALALA YOUSAFSAI, GANADORA DEL PREMIO NOBEL DE LA PAZ VIDEO

http://www.upsocl.com/inspiracion/mira-a-la-joven-ganadora-del-premio-nobel-de-la-paz-dejar-a-este-presentador-sin-palabras/#

***

¿Te gustó este post? Ponme un comentario y/o un “me gusta” eso me alienta a seguir publicando, es la única recompensa que recibo: el agrado de mis lectores; y si piensas que en verdad vale la pena,

¡COMPÁRTELO!

Sígueme en Twitter

Seguir a @serunserdeluz

También visítame en

https://serunserdeluz.wordpress.com/

http://2012profeciasmayasfindelmundo.wordpress.com/about/

http://aquevineadondevoy.wordpress.com/