Archivo de la etiqueta: desigualdad de género

Una remuneración igual por trabajo de igual valor

 

En todo el mundo, las mujeres apenas ganan 77 centavos por cada dólar que gana un hombre por un trabajo de igual valor. Esto provoca una desigualdad de ingresos entre mujeres y hombres de por vida y hace que más mujeres sean abocadas a la pobreza.

Esta desigualdad tenaz en los salarios medios de las mujeres y los hombres se mantiene en todos los países y sectores, debido a que el trabajo de ellas se infravalora y que tienden a estar concentradas en empleos diferentes a los de los hombres. Aunque el empleo requiera los mismos esfuerzos y habilidades, o más, su trabajo está menos valorado y peor remunerado. En el caso de las mujeres de color, las mujeres inmigrantes y las madres, esta brecha es aún mayor. La denominada “penalización por maternidad” obliga a las mujeres a trabajar en la economía informal, a aceptar trabajos eventuales o a tiempo parcial, y tiende a ser mayor en los países en desarrollo que en los países desarrollados.

 

Un minuto de reflexión: Al ritmo actual de progreso, no habrá igualdad de sueldos hasta 2069

En todo el mundo, las mujeres siguen cobrando un 23 por ciento menos que los hombres, por un trabajo de igual valor. Chidi King, directora del Departamento de Igualdad de la Confederación Sindical Internacional (CSI), la principal organización internacional de sindicatos que representa los intereses de las trabajadoras y trabajadores en todo el mundo, miembro de ONU Mujeres y de la iniciativa Equal Pay Champions de la OIT, nos esclarece el tema.

¿Qué medidas se necesitan para corregir la desigualdad salarial por razón de género? 

Acabar con la desigualdad salarial por razón de género requiere adoptar una serie de medidas que tengan como elemento central el trabajo decente.

Una de las formas más eficaces y rápidas de reducir la desigualdad salarial entre mujeres y hombres es el salario mínimo vital (o salarios mínimos) y la protección social universal. El salario mínimo vital beneficia a todas las personas que tienen una remuneración baja. Dado que las mujeres predominan claramente en los trabajos poco remunerados, esta medida les beneficiará aún más notablemente. Por ejemplo, Alemania adoptó recientemente un salario mínimo nacional para combatir la tenaz desigualdad salarial entre mujeres y hombres, que se sitúa en el 22,4 por ciento. Lea más »

Otras voces:

Un minuto de reflexión: “Dirigir una empresa significa dirigir talentos. No hay lugar para la discriminación” 

Askar Baitassov, director ejecutivo de la cadena de restaurantes AB de Kazajstán explica por qué su empresa defiende la igualdad de género. Los restaurantes AB son la primera empresa de Asia central en firmar los Principios para el empoderamiento de las mujeres, una iniciativa conjunta de ONU Mujeres y el Pacto Mundial de las Naciones Unidas, que sitúa la igualdad de género en el centro de las buenas prácticas empresariales. Lea más »

Un minuto de reflexión: “Actualmente, las mujeres representan el 50 por ciento de la junta directiva”

 

Mustafa Seçkin, vicepresidente de Unilever para África del Norte, Oriente Medio, Turquía, Rusia, Ucrania y Belarús, habla de cómo los Principios para el empoderamiento de las mujeres han marcado y mejorado la cultura empresarial y el desempeño en Unilever Turquía. Lea más »

Fuente:

http://www.unwomen.org/es/news/in-focus/csw/equal-pay

SOBRE MI CUENTO “YO QUIERO SER NIÑO”

©  condiciones al final.

¿TENDRÉ QUE RE APRENDER A ESCRIBIR?

https://serunserdeluz.wordpress.com/2016/06/18/yo-quiero-ser-nino/

Cuando publiqué el cuento Yo Quiero Ser Niño, tuve algunos comentarios, no tantos como esperaba, pero sí hubo alguna respuesta a lo que yo quise que fuera una denuncia social sobre la situación de la infancia desprotegida, con énfasis en la peor situación de las niñAs y las mujeres y también el racismo.

SEXISMO Y DESIGUALDAD DE GÉNERO

55567db5c594c

Los comentarios recibidos (los cuales agradezco), todos se fueron hacia el problema social de los niñOs que trabajan desde muy pequeños en condiciones infrahumanas, que ES un verdadero problema y muy trágico, pero nadie captó mi otro mensaje sobre el sexismo y la desigualdad de género: aún en esas situaciones tan degradantes e indignas, las niñAs están en peores condiciones.

No se captó el Título: “Yo Quiero Ser Niño”

¿Por qué quiero ser niñO?

trabajo-infantil-400

“Porque siendo niñA, mis condiciones son peores, por ser mujer, tengo que cuidar de mis hermanos más pequeños y servir a mis hermanOs mayores. Porque mi papá me pega y no me quiere por ser niña.

 Por ser niña (los roles sexuales permeando toda la sociedad) a mí me toca acarrear el agua todos los días, limpiar el baño cuidar a mis hermanos más pequeños y servir a mis hermanOs mayores “y todas las labores propias de mi sexo”.

 No puedo cambiar mi situación socioeconómica, pero me conformo con ser niñO (y aquí no metamos la famosa “envidia del pene” de Freud, que ya está superada, pero por si acaso, lo menciono, esta niña lo que quiere es que no haya roles sexuales –aunque no conozca el concepto, lo está viviendo – que por ser niña no le toque la peor parte).

Siendo niñO trabajaría menos, me darían más cosas, podría pegarles a mis hermanas (en lugar de ser maltratada por mis hermanos), ellas me servirían y yo, siendo niñO, sería más aceptado.

RACISMO

Pg12-A

También quise señalar el racismo que existe en México y, supongo, Latinoamérica, de que los que están en la cúspide socioeconómica, son blancos y muchas veces rubios de ojos azules, tan es así que se identifican como los ricos y poderosos, pues mientras mayor sea la ascendencia indígena de las personas, más abajo están en la escala social (ya hay una revolución en proceso con el narcotráfico, pero ese es otro tema con mucho mar de fondo en el que por el momento no quiero entrar).

Este tema del racismo tampoco logré que se captara.

No sé, quizá deba re aprender a escribir, para transmitir lo que quiero en mis escritos.

Gracias por comentar, los quiero a todos.

.***

Imágenes tomadas de internet,

***

¿Te gustó este post? Ponme un comentario y/o un “me gusta” eso me alienta a seguir publicando, es la única recompensa que recibo: el agrado de mis lectores; y si piensas que en verdad vale la pena,

¡COMPÁRTELO!

Sígueme en Twitter

Seguir a @serunserdeluz

© Silvia Eugenia Ruiz Bachiller

Puedes copiar y publicar este artículo, siempre y cuando pongas el enlace a él, no lo uses con fines comerciales, no lo modifiques, no quites el © ni este último párrafo que le sigue, enlaces incluidos.

También visítame en

https://serunserdeluz.wordpress.com/

https://2012profeciasmayasfindelmundo.wordpress.com

http://aquevineadondevoy.wordpress.com/

YO QUIERO SER NIÑO

© condiciones al final.

boy-286797_960_720

Yo quiero ser una niña… no, mejor un niño, “güerito”, ojos azules, con papases también “güeros”; tener una casota, chofer y munchas criadas.

2008-07-01-a

Quiero tener una mamita que sólo me cuide a mí y que no venda chicles en la calle, que sea muy bonita y que no me pegue ni me deje sin comer. ¡ah! y no quiero tener hermanos más chicos, porque no los quiero cuidar.

nios1

Quiero tener munchos juguetes y un ‘apá que no se emborrache ni me pegue y que se sienta orgulloso de mí, ¡claro!, porque voy a ser niño y los papases quieren muncho a los niños y a las niñas no, por eso quiero ser niño.

Yo quiero poder comer lo que quiera y tener muncha ropa y zapatos y nunca, nunca volver a tener hambre ni frío. Ya no quiero tener que ir a ‘carrear agua a las 6 de la mañana.

Quiero tener un baño para mí solita y que no apeste, ni haiga que echarle cubetadas de agua cuando ya está muy sucio. No quiero vivir en Tepito en la vecindá; yo quiero vivir en esa coloña donde vendo chicles, que se llama “la Del Valle”, allí hay hartas casas bonitas, hartos coches, hartos niños re bien vestidos y re gorditos, que tienen munchos juguetes y van a la escuela y quiero… bueno, yo quiero rete hartas cosas.

nin771os_chiapas-4-e1401728102595

Pero me conformaría con ser niño; ellos trabajan menos, les dan más cosas, nos pueden pegar, mandan en la casa, yo y mis hermanas tenemos que servirlos y atenderlos y, además, todo el mundo los quiere más.

¿Tú crees, Diosito, que pido mucho?

© Silvia Eugenia Ruiz Bachiller, Puebla, Pue., 1986

.***

Imágenes tomadas de internet.

***

¿Te gustó este post? Ponme un comentario y/o un “me gusta” eso me alienta a seguir publicando, es la única recompensa que recibo: el agrado de mis lectores; y si piensas que en verdad vale la pena,

¡COMPÁRTELO!

Sígueme en Twitter

Seguir a @serunserdeluz

© Silvia Eugenia Ruiz Bachiller

Puedes copiar y publicar este artículo, siempre y cuando pongas el enlace a él, no lo uses con fines comerciales, no lo modifiques, no quites el © ni este último párrafo que le sigue, enlaces incluidos.

También visítame en

https://serunserdeluz.wordpress.com/

https://2012profeciasmayasfindelmundo.wordpress.com

http://aquevineadondevoy.wordpress.com/

 

 

 

 

 

 

Las mujeres, la Desigualdad y Arabia Saudí

LAS MUJERES Y SU LIBERTAD LIMITADA

Cambios en el trono de Arabia Saudí, al fallecido Abdalá ya le ha sustituido su hermanastro Salman, pero todo sigue igual para la población, especialmente para las mujeres, esas que en el país tienen absolutamente limitadas sus libertades y que necesitan la autorización del marido para prácticamente cualquier circunstancia. Bien lo ha podido comprobar de primera mano Michelle Obama en la visita oficial que ha hecho junto a su marido al reino para conocer al nuevo monarca.

La primera dama vestía un traje de chaqueta y pantalón y decidió no ponerse pañuelo en la cabeza, un estricto código de vestimenta que el país saudí exige a sus ciudadanas, pero en el que se muestra más tolerante con las extranjeras. Sin embargo sí hubo algunos momentos de tensióncomo por ejemplo cuando los Obama fueron recibidos por varios funcionaros saudíes –todos hombres-, tal y como cuenta Yahoo.com.Michelle Obama, recibidos por el nuevo rey saudí, Salman bin Abdelaziz (dcha). EFE/Agencia De Prensa Saudí (SPA) Michelle Obama, recibidos por el nuevo rey saudí, Salman bin Abdelaziz (dcha). EFE/Agencia De Prensa Saudí (SPA) …

Mientras que algunos sí le dieron la mano a Michelle, otros lo evitaron, aunque hicieron un gesto respetuoso con la cabeza. Una reacción normal en un lugar en el que se aplica la sharia (código de conducta islámico) de una forma más radical que en otros países árabes.

Michelle Obama dando la mano a un hombre arabe
Michelle Obama dando la mano a un hombre arabe

Así, las mujeres no tienen derecho a conducir y necesitan permiso de un hombre, ya sea marido o padre, para asistir a la universidad, viajar o ser operadas en un hospital por poner algunos ejemplos.

Los Obama a su llegada a los Estados Unidos (AP)Los Obama a su llegada a los Estados Unidos (AP)

Sorprende por tanto ver a Michelle, gran defensora del feminismo y de la libertad de elección para las mujeres, como independiente que ella es, teniendo que ver estas actuaciones durante su visita oficial a Arabia Saudí y aceptándolas.

Y es que la monarquía saudí ha conseguido a lo largo de estas últimas décadas mantener su férreo régimen, pese a las tímidas presiones de Occidente. Es un aliado clave de Europa y Estados Unidos, con unos importantísimos ingresos petrolíferos, y la visita de los Obama pone de relieve lo estratégica y fundamental que es esta unión.

Precisamente hace escasos días se hizo viral una campaña en Twitter que intentaba que las mujeres dejaran de usar las redes sociales. Con el hashtag ‘no queremos chicas en Twitter’ hubo más de 355.000 menciones en solo un fin de semana, según recoge The Independent. El hecho en sí no tiene mayor importancia, pero revela la mentalidad del país y lo difícil que van a tener las mujeres el lograr el hueco que merecen en el conjunto de la sociedad.

La monarquía saudí se refugia en los avances de los últimos años, como la apertura de una universidad mixta, pero tal y como hemos visto antes, las chicas necesitan permiso para acudir a ella. Parece que los aires de cambio aún no han llegado a Arabia Saudí.