Archivo de la etiqueta: Danshaggy

AMARTE DENTRO DEL ARTE

Otro poema de Danshaggy, espero les guste:

desnudo a color.jpg

A que vine

 

Yo te esculpiría con mis palabras,

El velo

te dibujaría con mis besos,

Dibujo

te exaltaría con mis versos.

 

Pintaría tu cuerpo

con mis más bellos colores,

tocaría para ti

la más hermosa música.


 *

Y para terminar de amarte,

dentro del arte,

en tu hermoso cuerpo

las más románticas poesías

escribiría para ti.

 

Con amor, Daniel

 

intervidas, 29 de junio, 2017, Danshaggy © Silvia Eugenia Ruiz Bachiller

.***

© Silvia Eugenia Ruiz Bachiller, Puedes copiar y publicar este artículo, siempre y cuando incluyas el enlace al artículo, no lo uses con fines comerciales, no lo modifiques, no quites el © ni este último párrafo que le sigue.

Ver la entrada original

Anuncios

MI AMOR ETERNO

 Poema de Danshaggy

-¿Me amas?

Tu pregunta de siempre.

-Te amo, te amo mucho.

Mi respuesta continua.

.

¿Cómo no te iba a amar, mi amor?

Tú eras mi lado luminoso,

eras mi reflejo en la luz,

en ti pude amarme a mí

por ti conocí el verdadero amor,

el amor incondicional:

pase lo que pase, hagas lo que hagas,

te amé, te amo y te seguiré amando

por los siglos de los siglos,

igual que tú a mí.

.

Lo sé, sé que tú también así me amabas

aunque no lo mereciera,

me amabas, aunque a veces,

por insensible te lastimaba,

y cuando por ello te alejabas y me dejabas

en la terrible soledad de estar sin ti.

aún así, sabía que me amabas, igual que yo a ti,

.

Esta vez te herí más profundo, te dejé sola,

ya no pude estar ahí para ti,

no pude evitarlo, fue la llamada final,

a la que todos acudimos.

.

Contra mi voluntad,

tuve que alejarme de ti.

.

Perdón, perdóname, no pude evitarlo

pero las malvadas parcas que me llevaron a mí,

ya te llamarán y volverás a estar a mi lado,

conmigo por siempre y para siempre,

amor mío, amor de mis amores, mi amor eterno.

 

Te amo,

Daniel.

*

Intervidas, julio 19, 2017 Danshaggy © Silvia Eugenia Ruiz Bachiller

***

© Silvia Eugenia Ruiz Bachiller, Puedes copiar y publicar este artículo, siempre y cuando incluyas el enlace al artículo, no lo uses con fines comerciales, no lo modifiques, no quites el © ni este último párrafo.

 

EL PUENTE

Hola amig@s, ahora les comparto un cuento de Danshaggy en el cual colaboré un poco; lo subo porque me intriga que él tuviera esa “obsesión” por escribir cuentos sobre este tema, que descubrirán en el desarrollo de éste.

EL PUENTE

Leinad vivía en las afueras de la ciudad, en la periferia, era una persona algo escéptica, él decía que no creía en cosas sobrenaturales, ya que eran mentira; en primer lugar, porque nunca había visto nada en su vida, por eso siempre se reía de sus compañeros cuando contaban las historias de terror, y en segundo lugar, decía que todo tiene una lógica y una razón, pero que cada quien era libre de creer en lo que pensara que era real.

Él trabajaba en un almacén que se encontraba ya dentro de la ciudad, a unos kilómetros de su casa; siempre trabajaba de mañana, no le gustaba el turno de la tarde, y rara vez aceptaba quedarse más tiempo; pero ese día por falta de personal y estar en inventario, aceptó el quedarse más allá de las cinco, que era la hora en que él salía.

Ese día salió de  trabajar después de las diez de las noche, era una noche húmeda de invierno, había amenaza de tormenta, el cielo estaba nublado, y cruzado por relámpagos,  caía algo de llovizna, nada fuerte aún, así que subiendo a su carro y maldiciendo su suerte, se enfiló hacia su casa; salió de la carretera principal tomando el camino vecinal, avanzaba en la soledad de la noche, pensando en las historias que de ese camino contaban; algunas exageradas por los accidentes que ocasionalmente sucedían; había varias cruces en los costados del camino, “es raro (iba pensando),  tantos accidentes, a pesar de que se encuentra bien iluminado”, él casi no andaba tarde por ese camino, siempre que pasaba por ahí, era con luz de sol, pero esa noche…

Iba despacio, viendo el camino y pensando en su día y en llegar a su casa antes de que comenzara la tormenta como tal;  de pronto  algo llamó su atención: las luces a su paso, comenzaron a apagarse; “¡qué extraño!” pensó; pero no le dio demasiada importancia. Al voltear por el espejo, vio que atrás de él se volvían a encender,  iba pensando en lo raro de la situación, cuando de pronto su auto comenzó a fallar y se apagó.  Maldiciendo su suerte se orilló en el camino quedando justo en el puente que cruzaba un río profundo, a medio camino de su casa.

Bajando del auto, volteo a ambos lados de la carretera, pero no vio otro vehículo en el camino; notó que las luces del camino adelante y atrás de él estaban encendidas, pero en el puente estaban apagadas, encogiéndose de hombros, dijo en voz baja:

-Maldita suerte, tenían que fundirse las luces justo donde se me descompone el carro.

Sacó una lámpara que traía en su guantera y se puso a revisar su auto, cuando sintió un aire frío que le envolvió y escuchó un ininteligible susurro en el oído que le hizo alzar la vista y mirar hacia los lados y a ambos bordes del puente, aluzando con su lámpara hacia el río.

En uno de los lados del puente vio la figura blanca de alguien parado en la orilla del río, le pareció extraño ya que por la inclinación del costado del río no era posible que alguien estuviera de pie ahí. Dejando el carro a un lado, avanzo a la barandilla del puente y tratando de ver mejor se cubrió los ojos para evitar que le cayera la lluvia y aún aluzando hacia allá, no podía distinguir bien, por lo que pensando que su mente le jugaba una mala pasada, se  abocó a seguir con el auto.

Estaba agachado, en el frente de su carro moviendo algunos cables queriendo encenderlo, cuando volvió a escuchar ese susurro ininteligible; enderezándose  aprisa y sujetando fuertemente la lámpara comenzó a revisar a los lados del puente, y algo lo hizo voltear  de nuevo al río, cuando de pronto un relámpago retumbó y destellando cruzó el cielo iluminándolo todo por unos segundos, entonces vio la figura que se encontraba ya más cerca de  él; poniéndose nervioso por esto, dio un pequeño paso hacia atrás por la sorpresa, pasó saliva y emitió un pequeño gemido y se volvió a ocupar del carro tratando  de nuevo de echarlo a andar y mientras movía los cables en el motor, en medio de la oscuridad que lo rodeaba, ya nervioso, levantó de nuevo la vista, reconociendo la figura de la sombra blanca que en ese momento ya identificó como una mujer que se encontraba en la orilla del puente, a unos 30 metros de donde él estaba.

Preocupado, ya que él no creía en nada de eso, poniéndose nervioso y aumentando su desesperación por la situación, mientras seguía moviendo el cableado de su viejo carro tratando de encenderlo, volvió a escuchar ese susurro en el viento que ahora sí identificó como  una mujer que le llamaba por su nombre…

-Leiinnaadd – en una fría y apenas audible  voz hueca, que se sentía fría al oído y se volvía parte del  aire que corría.

La lluvia comenzó a arreciar un poco mas escuchándose el golpeteo de las gotas de agua en el carro haciendo más tétrica la situación.

Leinad, maldiciendo su suerte, comenzó a pensar en salir corriendo de ahí y regresar por el carro al día siguiente, pero en un último intento y después de levantar la vista por encima del cofre, vio que la mujer ya se encontraba unos metros más cerca de donde él estaba, por lo que golpeó el motor mientras le gritaba.

-¡Prende maldita porquería!

En ese momento se encendieron las luces del puente, a la vez que volvía a escuchar el susurro de la mujer diciendo su nombre. Pero esta vez en su oído como si le tuviera a su lado, a la vez que se vio y escuchó un estruendoso relámpago, de la tormenta que se desataba ya encima del lugar, iluminándolo todo; Leinad, en un movimiento rápido, giró viendo que no había nadie.

Ya con las luces del puente prendidas, se dirigió rápido al encendido del auto y girando la llave  el carro encendió; sonriendo y volteando a todos lados no viendo a la mujer,  cerro el cofre y subió de nuevo a el carro, aceleró para salir del puente y sin prender las luces, enfiló rumbo a su casa y mientras volteaba al puente por el retrovisor, siguió acelerando, la lluvia arrecio en ese momento, en medio de los truenos de la tormenta que iniciaba…

Escuchó la voz femenina llamarlo por su nombre:

-Leinad – en un susurro apenas audible, a la vez que sintió una mano fría que le acariciaba el cuello y el cabello, volteó al espejo retrovisor y vio que ella iba en el asiento trasero: una bella mujer sentada en el asiento de atrás con una sonrisa viéndolo a los ojos por el espejo.

Él, desconcertado, pensando mil cosas en un segundo, no dejaba de verla en el espejo sin poner atención en el camino. En un instante el bello rostro de la mujer de blanco se transformo en el rostro desfigurado de alguien muerto, mostrando partes del cráneo y su ropa estaba desintegrándose.

Entonces ella dio un alarido lastimero que aturdió a Leinad, quien dando un grito por el miedo y la desesperación pisó el acelerador inconscientemente, mientras se movía para quitarse la mano helada que sentía en la nuca y no atendió la curva pronunciada ni el auto que venía en sentido contrario, chocando de frente con éste.

Una hora después, los paramédicos se encontraban tratando de rescatar a los dos pasajeros del carro que choco contra Leinad.

Él, se encontraba parado en la orilla de la carretera, con su cara ensangrentada, viendo lo que sucedía: los paramédicos y policías caminando a su alrededor y él con la mirada fija en su viejo carro…donde estaba su cuerpo deshecho. a un lado del carro estaba parada la mujer de blanco, quien le extendió una mano llamándolo.

Leinad, avanzó le tomó la mano y se fueron rumbo al rio…

Una cruz más, está en la curva donde murió Leinad.

Dicen que se durmió al volante.

Cuentan que cuando vas por el camino en la noche, solo  y en el puente tu carro se detiene, sólo espera que la mujer de blanco te llame por tu nombre…

Mexicali, B. C. y Ciudad de México, 22 de junio, 2016, ©2016 Danshaggy, Silvia Eugenia Ruiz Bachiller

*

SOMOS INFINITO AMOR

Somos seres vibrantes al formar parte del todo

y con la vibración que tenemos

generamos la chispa divina

que nos vuelve seres de luz.

.

Vistos en nuestra real dimensión,

somos como dos esferas de luz

superpuestas una sobre la otra…

formando el infinito…

que es parte de lo que somos

y es parte de nosotros.

Somos infinito amor.

***

 Mexicali, B. C., marzo 2015, Danshaggy para Silvia  Eugenia Ruiz Bachiller © Todos los derechos reservados.

URIEL

Hola amigos, hoy vengo con algo muy especial, la hermosa hija de Danshaggy (Danny) me ha hecho un regalo muy bello: el último escrito de su papá, aún en borrador, pero me pidió que lo publique tal como está y eso haré.

Lo importante de este escrito es que fue una especie de premonición (él tenía muchas), ya que relata casi paso a paso lo que le sucedió un poco más tarde, ya que falleció después de un accidente que lo envió al hospital, donde estuvo en coma 9 días, en mayo de 2017.

Como ya saben, si me han leído este último mes, él se comunica conmigo y, entre otras muchas cosas, me ha dicho más o menos lo que escribió con anticipación, cosas que ya sabíamos, pero que estando en Intervidas, ha confirmado.

En fin, les presento el último escrito de Danshaggy, que desgraciadamente fue premonitorio.

URIEL

Uriel, fue alguien que se encontraba solo en un hospital, se encontraba en una ciudad extraña donde sufrió un accidente por lo que tenía casi dos semanas en coma, no tenía familia en ese extraño lugar, no contaba con familia así que solo se encontraba en el mundo con sus amigos y su verdad.

Después de muchos días en coma, en su mente cerrada a la realidad, con su mente en obscuridad absoluta, y silencio, de repente todo comienza a verse ante una luz tenue, mortecina, en la que se ve en medio de la ciudad, solo; sin nadie más, avanza por las calles rumbo a su casa, se ve descalzo, pero eso no le detiene, sintiendo lo frio del ambiente piensa en lo raro que es esto ya que se encontraban en pleno mayo por lo que no debería hacer frio, en el parque que lo separaba de su casa de pronto se topa con una barrera o cristal que le separa de su casa, y tocando esta barrera de energía, ve que se acerca su amigo ya fallecido, Sergio, quien fue su amigo de toda la vida, y la pérdida mas grande que había sufrido el ultimo año. En una visión onírica en la que se encuentran ambos separados por esta especie de cristal o barrera.

Al acercarse Sergio con una sonrisa le saluda y Uriel sonriendo también le pregunta qué es lo que pasa, a lo que Sergio, sonriendo sin mediar palabra, se sienta en el césped del parque invitando a Uriel a hacer lo mismo, comienza a hablar.

-Hola amigo, quiero que me escuches ahora que me han dado la oportunidad de venir a recibirte, escucha por favor; sé que es extraño pero no pensé que te vería tan pronto, ni tampoco llegué a pensar que el destino se cobrara tan rápido con ambos lo que llegamos a hacer en vida.

Lo que hemos hecho bueno y malo, lo que hemos dicho, mentiras y verdades, siempre se coloca en una balanza, todo se encuentra ahí.

Las mentiras que decimos en vida son ponzoñas y veneno que se clavan en el corazón de uno, las malas acciones que hacemos en vida se vuelven lastres que cargamos por la eternidad.

Pensamos que las mentiras pueden cubrir las verdades que no podemos sostener, que no podemos creer… y éstas nos llevan a tomar decisiones que a lo largo nos cuestan mucho, incluso la vida, y ahora por esas decisiones es que nos encontramos en esta línea que divide dos realidades. Yo, ya de este lado… y tú, aquí en el punto de transición.

Ahora, aquí, me siento avergonzado de las decisiones que tomé sin importar a quien afectaron… familia… extraños… amigos o desconocidos, pero eso ya no importa; porque lo hecho, hecho está.

Deja te platico de aquí, donde estoy, y donde tal vez pronto estarás… en realidad todos estaremos aquí alguna vez, pero deja vuelvo al tema.

Te diré que al principio, me sorprendió que en este lugar existe una ausencia de tiempo, esto por depender totalmente de él, recuerda que en vida con él regulamos el ritmo de la vida que llevamos; así como lo dividimos y asignamos horas donde no deberían existir, pero lo hacemos para poder llevar el ritmo de nuestras vidas; aunque en mi estado eso ya no importa, así que el tiempo se ha vuelto algo banal, sin sentido en la eternidad de este espacio.

Al principio pensé que estaba loco, y reaccionaba como si tuviera vida aún, por lo que en su momento me refugié en el interior de la noche perpetua, no aceptando y dándome cuenta que ésta te consume el propósito, igual que cualquier pasión y voluntad

Por eso vengo hoy a ti amigo, me encuentro ante ti con la claridad que me da la propia muerte; pero tranquilo, no vengo por ti. No vengo para llevarte, estoy aquí para que sientas y entiendas la energía y el fuego que aún conservas en tu cuerpo.

Y el peso enorme de tu preocupación que yo te di con mis palabras, con mis dudas que volviste tuyas. Quiero decirte que la verdad existe. Sí, querido amigo, existe, si eso es lo que aún buscas; pero quiero que entiendas una cosa, no hay justicia ni juicio divino, no existen las teorías teosóficas ni místicas que nos han enseñado…

Dios es sólo un nombre de los cientos de miles que en el universo se le han dado, es más de lo que de niños nos han enseñado, es más que una figura paternal o divinamente paterna, la verdad, querido amigo, la verdad es sólo una vasta muerte, un vacío infinito en el que te vuelves parte de todo y entiendes que no eres nada en realidad. Vuelve atrás amigo, no te orilles al abismo, ni dejes que el abismo se acerque a ti, despierta al sueño de la razón, y deja que ésta te enseñe algo más, que comprendas que lo divino y lo eterno es uno mismo, sin nubes ni alas, sólo eterno, así como es aquí: eterno, noche eterna que te envuelve, te abraza, y te cubre siempre, pero en ella se encuentra una paz, una serenidad, te permite pensar en lo que en tu vida ha valido la pena y tratar de recomponer tus errores, aunque la realidad es que ya es tarde para ello, ya no hay vuelta atrás.

Combate a los monstruos que hay dentro y fuera de ti, combátelos con la razón y la fuerza que la serenidad da.

Es tiempo de volver, porque si te extingues ahora, querido amigo; tu verdad se extinguirá como se extinguió la mía al extinguirme. En tu historia sólo el engaño sobrevivirá.

Vuelve. Querido amigo, vuelve…

Debes volver para que le des sentido a tu vida, para que tu verdad y parte de mi verdad prevalezcan, en la grandeza del mundo, y lo infinito del universo; una verdad es una piedra que sirve para asentar una razón, vuelve querido amigo para que tu verdad se vuelva la piedra de apoyo de alguien más.

*

Mexicali, B. C., Danshaggy. © todos los derechos reservados.

 

En la triste realidad, ojalá hubiera vuelto, regresado del coma, pero ya era su hora y no volvió, E.P. D. mi amado Danny.

.***

Puedes ver algunas experiencias en Intervidas, la zona posterior a una muerte y anterior a una nueva reencarnación, en:

https://aquevineadondevoy.wordpress.com/2012/05/24/a-que-vine-a-donde-voy-capitulo-4-que-sucede-despues-de-la-muerte/

 

Cosas que me dijo Danny en espíritu, después de irse, semejantes a las que escribió en este “cuento”, puedes verlas en:

https://aquevineadondevoy.wordpress.com/2017/06/07/2-3-y-4-de-junio-2017-novena-y-decima-visitas-espirituales-de-danny-como-es-intervidas/

***

© Silvia Eugenia Ruiz Bachiller, Puedes copiar y publicar este artículo, siempre y cuando incluyas el enlace al artículo, no lo uses con fines comerciales, no lo modifiques, no quites el © ni este último párrafo que le sigue, enlaces incluidos.

Imágenes tomadas de internet y/o Pinterest.

***

¿Te gustó este post? Ponme un comentario y/o un “me gusta” eso me alienta a seguir publicando, es la única recompensa que recibo: el agrado de mis lectores; y si piensas que en verdad vale la pena,

¡COMPÁRTELO!

Sígueme en Twitter

Seguir a @serunserdeluz

 

SENTIMIENTOS ANHELADOS

 

https://danshaggyalv.wordpress.com/2015/11/19/sentimientos-anhelados/

 

Publico de este otro poema de Danshaggy, In Memoriam.

 

600625_668519976508028_1666537571_n.jpg

SENTIMIENTOS ANHELADOS

Adoro tu piel suave como el terciopelo,

La arena más suave de la playa es áspera ante ti…

Y el brillo de tus ojos que reflejan la inmensidad de la noche,

Con el brillo de las estrellas iluminó mi corazón

Y las curvas de tu cuerpo tan perfectas para mi pasión,

Que incitan a recorrer tu mundo despacio

Y con la yema de mis dedos

Hacer corazones y poemas en toda tu piel

Gracias por existir, por darme vida,

Y ser de mi vida una pasión…

***

Sentimientos Anheladosby Danshaggy

Literature / Poetry / Romantic / General / Concrete Poetry©2015 Danshaggy

DESEO DORMIDO Y EL MISMO AMOR

 https://danshaggyalv.wordpress.com/2015/10/30/deseo-dormido/

Este poema tiene historia:  Danshaggy me lo escribió después de una noche de amor virtual, pero en ese entonces no me atreví a rebloguearlo en mi blog, me pareció muy atrevido, sin embargo, el mismo evento originó mi segundo poema:

https://aquevineadondevoy.wordpress.com/2015/11/10/el-mismo-amor/

Que tampoco me atrevía a publicar, hasta casi dos semanas después, cuando Danny me animó a hacerlo, sin influir en mi decisión, sólo dándome razones para compartirlo y me atreví.

Como verás querido lector, dos formas diferentes de percibir un mismo hecho: el masculino y el femenino, pero finalmente, se despertó un Deseo Dormido y es El Mismo Amor.

Éste es el suyo, que publico In Memoriam:

.

DESEO DORMIDO

Has despertado mi deseo dormido…

Deseo tenerte en mis brazos,

tocar tu piel, recorrer tu cuerpo

y pasar mis dedos por tu cabello.

.

Que sientas como mi cuerpo

te necesita, te ansia…

Mi ser grita que te necesito tener.

.

Siente como la ropa cae sin tocarla;

mientras nos devoramos con las miradas,

al verte… oler tu perfume de hembra en celo,

mi ser me dice

que mi cuerpo y el tuyo están listos.

.

Paso mi mirada por tu cuerpo ardiente

y me detengo en tus ojos que brillan de deseo,

Rondas como fiera en celo a mí alrededor,

pero no te acercas…

Y a cada segundo

crecen mis deseos

de tenerte en mis brazos…

Deseos de tocar todo tu cuerpo;

sintiendo como vibra ante mis caricias.

.

Te has acercado

y siento como el perfume

de tu intimidad se dispara

y me inunda…

.

Nos vamos a la intimidad

sin decir palabra solo viéndonos;

entregándonos a la pasión

que se ha despertado.

.

Daniel

-0-

Mexicali, B.C, , 30 de octubre, 2015, © Daniel Álvarez. Danshaggy. Todos los derechos reservaos

Deseo dormidoby Danshaggy

Literature / Poetry / Romantic / Post-Teen (Mature) / Concrete Poetry©2015 Danshaggy

.

-0-

Y éste es el mío:

 

EL MISMO AMOR

besas mi cuelloMe besas en el cuello

EL MISMO AMOR

.

Te acercas, me estremezco

Besas mi cuello, me acaricias

Y me tienes, tienes mi voluntad

Mi pensamiento, sentimiento

Y todo lo que soy.

.

Me tomas en tus brazos

Y me llevas al éxtasis

De mil maneras, de mil formas.

.

Me siento como hoja llevada por el viento

Remontando las alturas

Contemplando, teniendo vivencias

Ignoradas hasta que tú me las regalas.

.

Lo más hermoso de este amor

Es que lo mismo que tú me haces sentir a mí

Sé que yo logro que sientas por mi.

.

Las mismas vivencias, emociones, sentimientos,

La misma pasión y el mismo amor…

¡Te amo!

..

***

Ciudad de México, 12 de noviembre, 2015. © Silvia Eugenia Ruiz Bachiller. Todos los derechos reservados

***

Imágenes tomadas de internet y Pinterest.

***

¿Te gustó este post? Ponme un comentario y/o un “me gusta” eso me alienta a seguir publicando, es la única recompensa que recibo: el agrado de mis lectores, y si piensas que en verdad vale la pena,

 ¡COMPÁRTELO!

Sígueme en Twitter

Seguir a @serunserdeluz

Silvia Eugenia Ruiz Bachiller, Autora de “TÚ Y YO SIEMPRE”, novela romántica. La historia de amor de Almas gemelas, su karma, reencarnación y regresiones a vidas pasadas.

tu-y-yo-siempre-novela-romanticatu-y-yo-siempre-novela-romantica

Tú y Yo Siempre

foto Angel Sosa

Puedes adquirirla en

http://tuyyosiempre.yolasite.com/tienda-en-l%C3%ADnea.php

O pídemela directamente a:

https://www.facebook.com/Serandra

o

serandra2@yahoo.com.mx